Yo no estoy dispuesto a entregar mis armas en caso de que todos lo hagan. Yo me haré morir con los pocos que me acompañan porque es preferible hacernos morir como rebeldes y no vivir como esclavos. (Augusto César Sandino).

viernes, 14 de octubre de 2011

La cultura de nuestros antepasados



Introducción

El arte y la cultura popular en Venezuela reflejan la interesante mezcla de razas y culturas presentes en el país. Cada región tiene su música, artesanía, gastronomía y costumbres características. Por esta razón, no se puede decir que exista una manifestación única de cultura popular, al contrario, son muchas y muy variadas.
El proceso evolutivo de la cultura popular venezolana se deriva de raíces indígenas, hispánicas y africanas, consolidadas en los tiempos de la colonia. Esta especificidad cultural se obtuvo a través de un intenso y continuo proceso de transculturación y mestizaje.
El paso del tiempo ha dejado un legado cultural de diversas etnias indígenas con su arte rupestre, cestería, alfarería y una rica tradición oral.
El baile nacional, el joropo, y sus respectivos instrumentos populares, tales como el cuatro, el arpa y las maracas, se asocian a los modos de vida del llanero; igualmente, en el litoral central la influencia africana se refleja en los bailes, acompañados de tambor y otros instrumentos de origen africano.


La cultura de nuestros antepasados
La Cultura de Venezuela es una mezcla de tres culturas distintas, la indígena, la africana y la española. Las dos primeras a su vez tenían culturas diferenciadas según las tribus.
La especificidad cultural se ha logrado con un intenso proceso de transculturación y mestizaje. A un contrastado legado cultural de diversas etnias indígenas con su arte rupestre, cestería, alfarería y una rica tradición oral (en especial en las regiones andinas, en las áreas montañosas del litoral, las sabanas del Llano y las selvas amazónicas) se sumó el extraordinario aporte lingüístico, arquitectónico, de artes decorativas, pintura, orfebrería y mobiliario de los conquistadores y colonizadores españoles, originarios en su mayoría de Andalucía, Castilla y Extremadura. Ello se matizó con contribuciones significativas en música, artes pictóricas y sentido de lo mágico de viejas culturas africanas. También se enriqueció por otras corrientes culturales de origen antillano y europeo en el siglo XIX, en especial de procedencia francesa.
Manifestaciones folklóricas
 Una manifestación folklórica relevante se expresa a través de la tradición oral, llamada así porque es transmitida por vía oral de una generación a otra. Comprende mitos, cuentos, leyendas, fábulas, dichos y adivinanzas (narrativa). Cuando no existía la televisión, tradicionalmente, después de la cena, se reunía toda la familia en el patio de la casa a escuchar cuentos, mitos y leyendas a la luz de la luna, que usualmente contaban los abuelos.
Las comunidades indígenas son ricas en mitos y leyendas, muchas de ellas han sido plasmadas en textos relacionados con el área de lengua. Vale la pena leer y compartirlas con amigos y compañeros, de esta manera se contribuye al rescate de una tradición. La televisión, a pesar de ser un medio idóneo para la difusión de tradiciones, lamentablemente no ha contribuido para evitar que desaparezca.
Las leyendas corresponden a hechos reales unidos a la fantasía de los pobladores de una región. Venezuela es rica en leyendas, como ejemplo está la del carretón. Hacia los años veinte, en Caracas se hablaba mucho de aparecidos. Contaban los abuelos que de noche por las calles se oía pasar una carreta golpeando contra el piso unas cadenas, acompañada de quejidos humanos. A esta leyenda se le conoce como El Carretón, y se le atribuía a unos presos que habían fallecido y por no ser sepultados debidamente, sus almas estaban en pena es decir no podían descansar en paz.
 Los mitos son las ideas que los pueblos han simbolizado y convierten en relatos. Por ejemplo "María Lionza" constituye un mito popular que se ha extendido por todas las regiones de Venezuela y hasta fuera de ella.
Se trata de una mujer indígena que vivió durante los años 1502 a 1528, era hija del cacique guerrero YARACUY, fue criada en la montaña de Sorte (estado Yaracuy) . Se dice que amaba tanto a la naturaleza que al morir no fue al Cielo, sino que se desintegró en el bosque. Cuenta la leyenda que se manifiesta como una mariposa azul y que entre sus virtudes están la bondad, el amor, la paz y la armonía. También se le conoce como la "reina YARA" y "Diosa de las Aguas".
Arquitectura
Una discreta arquitectura de origen hispánico puede ser contemplada en los restos de las fortificaciones y cascos antiguos en La Guaira, Puerto Cabello, Cumaná, Maracaibo o Araya. De especial importancia es el conjunto de admirables casonas coloniales en la ciudad de Coro y las sedes de la Compañía Guipuzcoana en La Guaira y Puerto Cabello. Hay, asimismo, destacados templos antiguos en La Asunción y en Coro, con manifestaciones dieciochescas en los templos de Píritu, Guanare, Calabozo y otras ciudades.
Son interesantes los restos de haciendas coloniales en la península de Paraguaná y en los valles de Aragua y Andes. Del siglo XIX se conservan haciendas con grandes patios para secar café y cacao, tanto en los estados andinos como en el noreste del país. Modestas manifestaciones de arquitectura urbana decimonónica se pueden contemplar en Caracas, Macuto, Maracaibo, Barquisimeto y otros núcleos urbanos.

Artesanía

La historia de las artesanías y los artesanos no puede desprenderse de antecedentes que nos remontan a más de 14.000 años, cuando los primeros pobladores habitaban el actual territorio de Venezuela. Los primeros pobladores desarrollaron técnicas propias de sociedades cazadoras-recolectoras para la talla de piedras y maderas, con el fin de crear objetos que favorecieran su interacción con el medio ambiente y el aprovechamiento de sus recursos.
Tiempo después cuando el hombre y su sociedad desarrollan conocimientos que les permiten el tratamiento de otros recursos naturales, como la arcilla, logran plasmar parte de su mundo y cosmogonía sobre la tierra modelada y cocina. Los primeros vestigios cerámicos provienen del Orinoco medio, de las tradiciones culturales conocidas como Saladoide y Barrancoide. Los tejidos y la cestería fueron utilizados de manera utilitaria y en fiestas sagradas. En los cementerios indígenas de Quíbor estado Lara se han hallado restos de enteras tramadas que servían de soporte a los cadáveres. Las cestas eran utilizadas como urnas en donde se colocaban partes del esqueleto ya seco para ser depositado en otros espacios como enterramientos secundarios. Algunos fragmentos arqueológicos de cerámica muestran impresiones de cestería que hacen pensar que ciertos tramados fungían como soporte de grandes ollas o platos, mientras las piezas eran decoradas o terminadas antes de ser quemadas. Muchas de las técnicas practicadas en las artesanías actuales tuvieron su nacimiento en este período histórico.
. Cada estado en Venezuela tiene su artesanía típica según sus raíces culturales.


La cestería
Es una de las técnicas artesanales que mejor se ha conservado en varios lugares de Venezuela, ha mantenido su carácter utilitario y una función decorativa. Las fibras vegetales que se dan en las respectivas localidades tales como: bejuco común, palma, caña amarga (también llamada  caña brava) se utilizan como materia prima  para su elaboración. Las técnicas varían de un lugar a otro y de acuerdo al objeto, pero siempre son realizados manualmente. Sus productos son muy variados. Entre ellos están:
  • Las canastas y diversas clases de cestas.
  • Las maras son un tipo de cesta al estilo de una bandeja, propia del Estado Nueva Esparta y las costas orientales.
  • Los mapires son bolsos para transportar provisiones.
  • Sombreros y esteras.
Los textiles
La tejeduría, nombre con el cual se conoce la fabricación de textiles, utiliza como materia prima las fibras obtenidas de la lana de oveja, del algodón, el sisal y el moriche, entre otras. El proceso de transformación consiste en lavar las fibras, ponerlas a blanquear, peinarlas y arreglarlas en madejas para ser hiladas. 
Cada región del país tiene su peculiaridad en cuanto al estilo, materia prima y producto obtenido del tejido de la fibra. Los objetos confeccionados son hermosos y solicitados en toda Venezuela para ornamentación, indumentaria o para fines prácticos. Son muy famosos: los chinchorros confeccionados en el oriente del país, las hamacas de Santa Ana, en Margarita, las ruanas y cobijas de los Andes, las alpargatas de Falcón y los estados llaneros, así como las atarrayas en la Isla de Margarita. Por supuesto, al hablar de tejidos no se puede dejar de mencionar los tapices guajiros, que se caracterizan por sus composiciones plásticas en las que la armonía de líneas, ritmos, colores vivos y contrastantes, constituyen verdaderas obras de arte.

Cerámica o alfarería
Es una actividad artística muy antigua; consiste en modelar vasijas u otros objetos con materiales tales como: arcilla, barro, barbotina, caolín, los cuales son manipulados para dar la forma deseada y luego sometidos a la acción del fuego para conferirles solidez.
Son muchos y variados los objetos realizados con esta artesanía, entre ellos: vasijas, tinajas, pimpinas, cántaros, ollas, platos, budares, materos y otros. En casi todos los estados de Venezuela se encuentran muestras de ella, pero son famosos los trabajos en cerámica hechos en Quíbor, Estado Lara, Capacho, Estado Táchira   y Los Guáimaros en el Estado Mérida.
Gastronomía
La gastronomía de Venezuela es muy variada, y viene derivada de la mezcla de los alimentos europeos, africanos e indígenas, tal como su etnia. Quizás el plato más conocido es la arepa, que se utiliza principalmente como acompañante de otros platos o rellena de otros alimentos. Otros platos o acompañantes muy conocidos también son el pabellón criollo, la hallaca, el asado negro, la cachapa, la empanada, el tequeño, el sancocho y la parrilla.
Algunas comidas sólo se pueden comer en ciertas fechas especiales como forma de tradición, y comer en hallacas solamente en navidad es un ejemplo de ellos, otras tradiciones evitan ciertas comidas, y otras tradiciones hacen que se coma ciertos alimentos en todo el año, por supuesto, los comerciantes aprovechan para vender regalos, recuerdos, comidas, entre otras cosas.

Música
La música venezolana se caracteriza por mezclar elementos españoles y africanos, el más representativo del país es el Joropo, que utiliza los instrumentos musicales cuatro, arpa (de origen europeo) y maracas (de origen indígena o africano, según distintas fuentes), también destaca de influencias netamente africanas el tambor, en el estado Zulia se origina las Gaita zuliana. El gusto musical del venezolano es muy distinto al de los países sudamericanos, sólo con Colombia tienen algunos gustos en común como el Vallenato por ser fronterizos. El gusto musical del país es netamente caribeño, en Venezuela la salsa y el merengue es música para escuchar y no solo para bailar, como en otros países. Vale recalcar que la música nacional es llamada música llanera, y proviene de los principales llanos del país (Edo. Apure y Barinas). Venezuela tiene registrados más de 50 manifestaciones musicales folclóricas.
Instrumentos de la música folklórica venezolana
Las fiestas y danzas populares son el resultado de la fusión de estas tres culturas que dieron origen a lo típicamente criollo. En cualquier región del país las danzas y las canciones se acompañan de instrumentos musicales, los cuales tienen sus raíces en los ancestros indígenas, africanos y españoles. Los instrumentos musicales pueden clasificarse en cuatro grupos.
 1.- Cordófonos: Son de origen español su sonido es producido por la vibración de cuerdas sobre una caja de resonancia. Los más importantes son: arpa, bandola, cuatro, requinto, violín y carángano.
  2.- Aerófonos: son instrumentos de origen indígena cuyo sonido se produce cuando se insufla a través de uno de sus orificios. Los más importantes son: flauta ó mare, cachos de Tura, guarura o caracol.
 3.- Idiófonos: son instrumentos que producen sonido por la vibración de sus propios cuerpos, por frotación o por percusión. Algunas muestras son: maracas, quitiplas, chinescos y charrasca.
 4.- Membranofonos: son instrumentos de percusión de origen africano. Producen el sonido al golpear una de las membranas que recubre unos cilindros de madera. Entre los más importantes se encuentran: Tamboril, Zambomba, Bombo, Pandereta, Pandereta Cuadrada y Mirliton.

La Danza y Tradiciones
Del mismo modo en las danzas y fiestas tradicionales, se encuentran aportes de las tres culturas, clasificadas de la siguiente manera:
 De Origen Indígena son todas aquellas danzas y ritos en que se agradece a la madre naturaleza  por las cosechas y los frutos obtenidos. Se puede mencionar el baile de las Turas, el Tamunangue y la Chichamaya.
            De Origen Africano son los famosos bailes de tambor en sus distintas manifestaciones tales como: las fiestas de San Juan, San Pedro y San Benito.
            De Origen Español son aquellas que guardan relación con las escenificaciones de carácter religioso como la representación del Pesebre, Paradura del niño Jesús, Semana Santa, entre otras,  y las inspiradas en diversiones populares donde se alternan partes dialogadas con cantos y baile. Una muestra de ellas son: El Pájaro Guarandol, La burriquita, El Sebucán, y Sambarambulé
Turas: Se le llama Turas por los instrumentos utilizados (Frutos hechos con tallos de bambú o cráneos de venados). Se celebra en Falcón y Lara los días 23 y 24 de Septiembre, se hace en honor a la Virgen de las Mercedes. A través de esta fiesta se quiere dar gracias a Dios, a la Virgen y a la Naturaleza por las cosechas recibidas. En esta tradición los participantes se acercan al árbol de la basura donde deshojan caña de azúcar y mazorcas de maíz, luego las recogen y usan como simientes para la siguiente siembra.
Tamunangue: Se realiza en pueblos y ciudades del estado Lara el 13 de Junio, aunque la celebración se extiende durante todo el mes en honor a San Antonio. Los campesinos le ruegan para que los libre de enfermedades y les envíe lluvias y buenas cosechas. La música del Tamunangue se ejecuta con uno o más cuatros, cincos, maracas y un tambor, además comprende una serie de bailes de siete danzas.
Chichamaya: con este nombre se designa al baile guajiro de la chicha, en el que al son de los toques de las casha (gran tambor de dos parches) las parejas bailan por turno. En esta danza la mujer le hace zancadilla al hombre para tratar de tumbarlo. Con esta tradición este grupo indígena da gracias a su Dios por proveer el maíz para hacer la chicha, uno de sus principales alimentos.
Fiestas de San Juan: Son celebradas en muchas comunidades de la costa. Comienza el 23 de Junio por la tarde. En medio del incesante ruido de tambores, el Santo es paseado devotamente por el mar en lanchas llenas de adornos. Por la noche de ese mismo día es el velorio o Noche Buena de San Juan, donde resuenan los golpes del tambor, se baila, se canta y se le hacen peticiones. En la madrugada, por considerar que las aguas aún están benditas, la gente va a bañarse al río más cercano llevando también la imagen del Santo para bañarlo devotamente en las orillas. La celebración culmina con la misa el 24 de Junio.
Parranda de San Pedro: Se celebra en Guarenas y Guatire poblaciones del Estado Miranda el 29 de Junio. Según la tradición, San Pedro hizo el milagro de curar a una niña enferma y desde entonces (Siglo XIX) su mamá, Doña María Ignacia salía con los demás parranderos a bailar en la procesión del Santo. Cuando murió María Ignacia, su esposo se vestía de mujer, para representar a Ignacia y danzar y cantar en honor a San Pedro. Estas danzas se hacen una vez concluida la misa cuando el sacerdote entrega a los devotos la imagen del Santo, los devotos bailan con el dentro de la iglesia y luego salen a recorrer las calles del pueblo.
Baile de San Benito: Este Santo tiene en Venezuela muchos devotos, se celebra en los estados Zulia, Mérida y Trujillo entre Diciembre y Enero. Se utilizan los chimbanqueles como instrumento musical y en algunas localidades las danzas son acompañadas con el baile de la cinta. En los Andes Merideños, hombres, mujeres y niños se tiznan rostro y lanzan al aire petardos y disparos de trabuco, llevan en procesión la imagen del Santo milagroso que los ayuda en las siembras y cosechas.
El Pájaro Guarandol: Esta danza pertenece a las diversiones populares también llamadas teatro profano, lleva tres personajes principales: el Pájaro Guarandol, personaje que va metido en un armazón o lleva un gran pájaro en la cabeza, el cazador y el brujo.  Estos  van acompañados de la comparsa formada por un número indeterminado de muchachos que bailan y cantan. La danza consiste en que el cazador caza al Guarandol y éste cae muerto y el brujo lo resucita con sus poderes. La danza es libre y en ella cada intérprete despliega sus dotes naturales.
La Burriquita: Se trata de un baile de un solo personaje montado sobre un armazón que simula ser una burrita. El personaje va vestido de mujer con ancha falda, blusa y sombrero de cogollo. Con su baile imita los saltos, cabriolas y corcoveos del animal, lo cual se presta a una interpretación totalmente libre y personal.
El Sebucán: Su nombre proviene de los indígenas, porque estos tejían sebucanes para exprimir la yuca. Es un baile que realiza un grupo de personas alrededor de un palo del que cuelgan muchas cintas, las cuales tejen los bailadores al son de la música de un conjunto criollo. Unos  avanzan hacia la derecha y otros hacia la izquierda,  de manera que también se crucen las cintas que sostienen, formando un tejido. Al terminar, los danceros vuelven a bailar en sentido contrario para deshacer el tejido. En Venezuela se practica tanto en el Oriente de país, como en Chachopo, Estado Mérida donde se incorpora como parte del baile de San Benito.
Sambarambulé: Es un canto para matar la culebra. Se trata de una mezcla de acción dramática y momentos jocosos que giran al rededor de Arico (el picado por la culebra de trapo), de la hechicera que lo cura y de Francisco, que mata la culebra. Con el estribillo Sambarambulé,  se corta cada verso del canto de hechicera y de Francisco. En el centro de la acción hay además un largo parlamento cuando la culebra pica a Arico. La comparsa va acompañada de los tambores a cuyo compás se baila.
El baile nacional, el joropo, y sus respectivos instrumentos populares, tales como el cuatro, el arpa y las maracas, se asocian a los modos de vida del llanero. Igualmente, en el Litoral central la influencia africana se refleja en los bailes acompañados de tambor y otros instrumentos de origen africano. Entre los músicos venezolanos de música popular y folclórica han destacado Soledad Bravo, Simón Díaz o la Serenata guayanesa, por citar algunos. En el apartado de música clásica son notables José Ángel Lamas, representante del clasicismo venezolano, Cayetano Carreño, compositor de música religiosa durante la colonia, y su nieta María Teresa Carreño, además de José Antonio Abreu, Modesta Bor o Sebastián Díaz Peña
Los ritos y creencias
Estas también forman parte de la cultura y el arte popular. Los ritos corresponden a ceremonias, generalmente de tipo religioso, expresadas a través de bailes y danzas. Las creencias son ideas fantásticas que se tienen de algún hecho y se relacionan con las supersticiones. Como ejemplo se tiene el entierro del gallo que todavía se practica en Mérida , en la Parroquia.
Juegos tradicionales
En Venezuela existen diversos juegos y juguetes tradicionales producto de la mezcla de influencias que actuaron sobre la formación de la cultura criolla de este país.
Entre los juguetes más populares se cuentan la perinola, el yo-yo, el gurrufío, el trompo, las metras o pichas, la zaranda y el papagayo, así como las muñecas de trapo. En el grupo de los juegos destacan la popular carrera de sacos, las rondas, saltar la cuerda, la candelita y el palito mantequillero.
Cultura Actual en Venezuela
Dado que Venezuela forma parte de la comunidad mundial, hoy en día se puede observar la influencia de otras culturas como la francesa, inglesa y alemana que en algunos casos han contribuido al deterioro de nuestro arte y nuestra cultura autóctona. Esto ha incidido en la descalificación de nuestros valores e inclusive en el olvido de muchas de nuestras creencias, mitos, costumbres, etc.
Con el inicio de las explotaciones petroleras a principios del siglo XX, se establecen compañías y ciudadanos provenientes en su mayoría de los Estados Unidos. Posteriormente, a mediados de siglo, especialmente a principios de la época de la post-guerra, vinieron a incorporarse a la sociedad venezolana, inmigrantes de origen español, italiano, portugués, libanés, alemán, croata, chino, japonés (entre otros); y de diversos países de la América Latina (Colombia, Ecuador, Argentina, Perú, Chile, República Dominicana, Haití, México, etc.) durante el Boom Petrolero de los años setenta.
En etapa más reciente en las grandes ciudades y las regiones petrolíferas irrumpieron manifestaciones culturales de origen estadounidense y de la nueva inmigración de origen español, italiano y portugués. Aumentando el ya complejo mosaico cultural. Así por ejemplo de Estados Unidos llega la influencia del gusto del deporte de béisbol, del cine, el arte y las construcciones arquitectónicas actuales
Cine
Inició su producción en 1896, apenas un año después que la primera producción de los hermanos Lumière en Francia. Se caracteriza por una producción escasa e irregular, aunque vivió una época dorada en las décadas de 1970 y 1980 con realizadores como Mauricio Walerstein, Clemente de la Cerda y Román Chalbaud éste último autor de la película considerada por muchos la mejor exponente del cine venezolano: El pez que fuma. En la actualidad los directores más representativos son Elia Schneider, José Ramón Novoa y Diego Rísquez. El ente rector es el Centro Nacional Autónomo de Cinematografía
Música
Entre los ritmos de los países vecinos destacan toda la música caribeña, como: la salsa, el Merengue (el Caribe hispanohablante), el calypso, el Reggae, el Ska, el Jazz y la Soca (Caribe anglófono y francófono). Debido a la influencia cultural de Estados Unidos se escucha, Hip-hop, dance, techno, rock y el pop. El gusto musical del venezolano es muy distinto al de los países sudamericanos, sólo con Colombia tienen algunos gustos en común como el Vallenato por ser fronterizos. El gusto musical del país es netamente caribeño, en Venezuela la salsa y el merengue es música para escuchar y no solo para bailar, como en otros países. Vale recalcar que la música nacional es llamada música llanera, y proviene de los principales llanos del país (Edo. Apure y Barinas). Venezuela tiene registrados más de 50 manifestaciones musicales folclóricas.
Literatura
La literatura en Venezuela comenzó a desarrollarse durante la época de la colonia, y los escritos de la época fueron dominados por la cultura y pensamiento de España. Las crónicas y varios estilos de poesía fueron las principales manifestaciones literarias de los años 1700. Los años 1800 y la independencia vieron el nacimiento de la literatura política, incluyendo la autobiografía de Francisco de Miranda. El romanticismo, primer género literario de importancia en Venezuela, se desarrolló a mediados de los años 1800, siendo Peonia, de Manuel Romero García el mejor ejemplo. Luego de la independencia, la literatura venezolana comenzó a diversificarse, pero apenas comenzó a evolucionar rápidamente en la época de Guzmán Blanco, entre 1870 y 1888. El comienzo del Siglo XX vio el desarrollo de varios escritores, novelistas y poetas de importancia, como lo fueron Andrés Eloy Blanco, Rómulo Gallegos, Arturo Uslar Pietri, Miguel Otero Silva, entre otros. La tradición literaria se estableció realmente en Venezuela a mediados del siglo XX.
Deporte
Quizás los deportes más practicados en Venezuela son el de las Ligas de béisbol[ ]Local, y de baloncesto. Probablemente es uno de los aspectos más influenciados por la ubicación geográfica del país, el Mar Caribe y la cercanía con los Estados Unidos.
Estos dos deportes ofrecen sendas ligas anuales, que cuentan con una gran cantidad de aficionados. El fútbol posee pocos seguidores, pero ha atraído a los aficionados recientemente, sobre todo por la actuación de la selección venezolana en competencias continentales o mundiales, asimismo, Venezuela será sede de la Copa América 2007 desde el 26 de Junio al 15 de Julio.
Para el país tiene mucha importancia seguir la carrera deportiva de los venezolanos en la liga estadounidense de Béisbol.
En los deportes individuales el más destacado en Venezuela es el boxeo, con una amplia fanaticada, y el país ha proyectado a grandes pugilistas a nivel internacional.
En los Juegos Olímpicos, Venezuela ha destacado históricamente en deportes como boxeo, halterofilia, ciclismo y taekwondo. Paradójicamente no con el béisbol, el más seguido en el país.
El deterioro de nuestra cultura
Venezuela en estos momentos esta pasando un proceso de transculturización, la mayoría de la música, modas, dialecto y hasta gastronomía es tomada de Estados Unidos, y otros países, es raro ver en estos día que nuestra juventud se avoque al tema de la cultura dejada por nuestros ancestros, estamos viviendo una época donde la mayoría de los venezolanos copian costumbre que no son de nuestras raíces y se ha dejado atrás estás, ya no se toman en cuenta podemos ver que los platos tradicionales se han cambiado de forma radical a continuación un esquema demostrativo de cómo se están destruyendo nuestras tradiciones, nuestro folklore:

Gastronomía
·         Jugo de caña u otro jugo natural________ Pepsicola, cocacola

·         Arepas, cazabe, bollito, cachapa________ Hamburguesa, pizzas, etc

·         Torta burrera, Bienmesabe, torrejas______ Donut, Marquesas, etc.

·         Pabellón criollo, Sancocho de gallina_____ Pasticho, Canelones, etc

Bailes
·         Joropo, tambores------------------------------Hip-hop, dance, rock y el pop

VOCABLO

·         Hello, pana, entre otras

            Esto es solo parte del reflejo de lo que hemos ido convirtiendo nuestros valores culturales, al punto de encontrar hoy en día unos jóvenes que no sólo perdieron la cultura sino que han perdido el amor por nuestra patria, el amor por nuestro país, se creen parte de Estados Unidos y se preparan con la meta de irse a otro país a llevar todo lo que saben y han aprendido en Venezuela.
Los valores culturales o la identidad nacional se ha perdido es lamentable ver a estos jóvenes hasta irrespetando nuestra Bandera Nacional, así esta en estos momentos la cultura en Venezuela, es lamentable pero es la realidad de nuestro país y debemos hacer algo para lograr retomar nuestras raíces.
La Venezuela que queremos refundar va desde su cultura, donde se le enseñe a todos los venezolanos nacidos o nacionalizados a respetar a querer a valorar cada pedazo de tierra que tenemos, debemos recuperar a la juventud que hemos perdido debemos avocarnos a llevar nuestras raíces a las escuelas, liceos, universidades, empezando por las comidas que se expenden en las cantinas escolares, los actos culturales entre muchísimas otras cosas que deberíamos hacer por el rescate de lo nuestro.

AL RESCATE DE LA VENEZOLANIDAD

Durante años se pretendió negar nuestra identidad cultural para alejarnos de un destino común con el resto de América Latina. Ahora, vamos tras la recuperación de nuestra memoria, tras la recuperación del ser nacional y esto significa afirmarnos en la voluntad de querer ser un país con su propio destino. Necesitamos librar una consciente lucha cultural que rescate y revitalice las tradiciones colectivas, costumbres y creencias que vienen del pasado y se anudan al presente como herencia. Tenemos que encarar la escritura de nuestra propia historia y recuperar de esa memoria, que está allí, casi sola y esperando que nos miremos en ella para avanzar hacia el futuro.
Eso tratamos de hacer en Venezuela. La Constitución de la República Bolivariana de Venezuela señala que la cultura es uno de los elementos más importantes para el desarrollo del país y se convierte en mandato para poner en marcha los cambios necesarios en la patria que buscamos construir. Al igual que la salud, la educación, el trabajo y la vivienda, el quehacer cultural es uno de los pilares fundamentales sobre los cuales se sostiene una sociedad y se consolidan los valores de la libertad, la paz, la soberanía, el bien común y la integridad territorial.
Sobre la búsqueda y el rescate de los principios culturales que forman parte de la memoria colectiva de los venezolanos y que han sido desdibujados por décadas de transculturización, nos habla el artículo 99 de la Constitución Bolivariana: "Los valores de la cultura constituyen un bien irrenunciable del pueblo venezolano y un derecho fundamental que el Estado fomentará y garantizará, procurando las condiciones, instrumentos legales, medios y presupuestos necesarios. Se reconoce la autonomía de la administración cultural pública en los términos que establezca la ley. El Estado garantizará la protección y preservación, enriquecimiento, conservación y restauración del patrimonio cultural, tangible e intangible y la memoria histórica de la Nación. Los bienes que constituyen el patrimonio cultural de la Nación son inalienables, imprescriptibles e inembargables".
El enunciado del artículo citado, que se complementa con lo establecido en los artículos 98, 100 y 101 es de importancia vital en estos momentos trascendentales para la historia de nuestro país, pues está en proceso la refundación de la República de Venezuela dentro de los principios de justicia del Socialismo del Siglo XXI. Recobrar nuestra identidad y nuestra esencia se convertirá en la fuerza que otorga el poder liberador del pueblo


Conclusión

La Cultura de Venezuela es una mezcla de tres culturas distintas, la indígena, la africana y la española. Las dos primeras a su vez tenían culturas diferenciadas según las tribus.
La transculturación y asimilación, condicionó para llegar a la cultura venezolana actual, similar en muchos aspectos al resto de América Latina, pero el medio natural hace que haya diferencias importantes. La influencia indígena se limita al vocabulario de algunas palabras y la gastronomía. La influencia africana del mismo modo, además de la música como el tambor. La influencia española fue más importante y en particular de las regiones de Andalucía y Extremadura, que eran la mayoría de colonos en la zona del Caribe de la época colonial. Ejemplos culturales de ellos, se pueden mencionar las edificaciones, parte de la música, la religión católica y el idioma. Una influencia evidente española son las corridas de toros y parte de la gastronomía.
Tres platos definen la unidad de la cocina tradicional venezolana. La arepa y el pabellón que se consumen todo el año, y la hallaca que es el corazón de la comida navideña. La arepa hecha a base de maíz, se usa sola, como acompañante o rellena, como plato fuerte o como comida rápida,  entre sus rellenos mas buscados están la Reina pepeada, de pernil, jamos y queso, ensalada de gallina entre otros.   El pabellón por su parte esta compuesto de arroz, tajadas, caraotas negras, carne mechada, es un plato fuerte y muy delicioso. Por su parte la hallaca es el plato navideño por excelencia, esta compuesto por el guiso ( Carnes varias ) aceituna, alcaparra, tocino, pasas y todo eso recubierto  con masa de maíz y envuelto en hoja de plátano, debidamente tratadas.
Además existen diversas comidas típicas regionales como son:   La pisca, el Mute, los ajiceros trujillanos, los pisillos de res, chigüire y venado en los llanos. El pelado de gallina, el chivo en Falcón, el sancocho de pescado  en Oriente, el sancocho Cruzado en el centro del país , y muchas comidas deliciosas mas.....
Las tradiciones musicales venezolanas varían  en las diversas regiones. Destacan el Joropo  en los llanos, oriente y región central. La gaita de furro y la tambora, en el Zulia El calipso en Bolívar. El tamunangue y el golpe en el estado Lara: La fulía, la parranda y el merengue caraqueño, en la región central. El polo margariteño y el galerón, en Oriente y el vals en los Andes Venezolanos.   
Venezuela también se enriqueció por otras corrientes culturales de origen antillano y europeo en el siglo XIX, en especial de procedencia francesa.
En etapa más reciente en las grandes ciudades y las regiones petrolíferas irrumpieron manifestaciones culturales de origen estadounidense y de la nueva inmigración de origen español, italiano y portugués. Aumentando el ya complejo mosaico cultural. Así por ejemplo de Estados Unidos llega la influencia del gusto del deporte de béisbol, del cine, el arte y las construcciones arquitectónicas actuales



  

La diversidad cultural de Venezuela

Venezuela es uno de los países del mundo con mayor diversidad cultural, si bien Arturo Uslar Pietri, Mariano Picón Salas, Mario Briceño Iragorry y Caracciolo Parra Pérez , entre otros ensayistas e historiadores venezolanos, ubicaron al país dentro de lo que el historiador inglés Arnold Toynbee denominó la Cristiandad Occidental. La vertiente predominantemente judeo-cristiana, católica e hispánica se entrelazó con nuestra autoctonía aborigen y con los ríos tributarios de las culturas africanas y asiáticas. Francisco de Miranda nunca denegó de su condición hispánica y rehusó combatir en los teatros de Europa contra España; sólo lo haría para libertar a Venezuela. Cuando Simón Bolívar en Angostura señaló que los americanos no éramos europeos, ni africanos, ni aborígenes, lo hacía para afirmar la naciente identidad republicana. Para fines de la Colonia, el 50% de los venezolanos era mestizos
Es conocido que la Guerra de Independencia de Venezuela fue de las más devastadoras y sangrientas de toda Iberoamérica. Venezuela tenía 800 mil habitantes en 1810 y perdió 150 mil durante la guerra. La población masculina quedó diezmada. José Antonio Páez dispuso en 1829 la creación de la Sociedad Económica de Amigos del País, que determinó que la escasez de mano de obra era el principal problema del país. En 1831, el General Páez, Presidente de la República, emitió el primer decreto de estímulo a la inmigración canaria. En 1837, fue promulgada por el Presidente Carlos Soublette una Ley General de Inmigración, reformada varias veces entre esta fecha y 1855, extendiendo a otras nacionalidades europeas el beneficio de la inmigración con determinadas facilidades, incluyendo a los nacionales de países asiáticos. Entre 1832 y 1857, ingresaron a Venezuela 12.610 inmigrantes.
Venezuela continuó promoviendo su diversidad cultural durante los últimos dos siglos. Alberto Adriani, en los años 20 del siglo pasado, abogó también por estimular la inmigración, principalmente la europea, inclusive para responder al reto que a nuestros productos de exportación agrícola planteaba el auge arrollador de la economía de los Estados Unidos de América.
Entre 1948 y 1961, ingresaron a Venezuela 850.00 inmigrantes, principalmente europeos, cuando el país apenas contaba con entre 6 y 8 millones de habitantes.(8) 300 mil españoles viven actualmente en Venezuela, la mitad de ellos canarios y gallegos. La comunidad lusitana asciende a 550 mil (hay 35 clubes portugueses en Venezuela), la musulmana a 500 mil (principalmente libanesa, siria y palestina), y la china a 100 mil. Se estima que 4 millones de venezolanos tienen un reciente antepasado italiano. Venezuela cuenta con la segunda comunidad española, italiana y portuguesa de América Latina, sólo superada por Argentina en el caso de las dos primeras y por Brasil en el caso de la lusitana; ambos países con mucha más población que el nuestro. Este hecho es poco conocido, inclusive, por los europeos y debería ser una fuente de intensificación de nuestras relaciones con la Unión Europea.
En los 60 y 70, hubo una importante inmigración latinoamericana, primero de Colombia, cuyos nacionales huían de la pobreza y del conflicto armado, y también Cuba, y más tarde del Cono Sur, aventados por la férreas dictaduras existentes en aquellas décadas de terror.
Hay comunidades pequeñas pero de gran significación en la vida socio- económica, científica, cultural y política de Venezuela, como los corsos y alemanes que inmigraron a partir del siglo XIX. La emprendedora comunidad judía-sefardí ingresa desde la Colonia y en el siglo XX entró un relevante grupo de judíos azhkenazi. Sólo en 1939, 251 judíos escogieron a Venezuela, huyendo del horror nazi. Venezolanos de origen croata, estadounidense, húngaro, ingles, polaco, lituano y sueco dan lustre a nuestra cultura.
Hoy, entre 70% y 80% de los venezolanos son una rica mezcla; 10% afro-venezolanos y 3% más está representado por nuestras 29 cultural aborígenes La diversidad y riqueza cultural de Venezuela ha sido siempre un ejemplo de integración para el mundo. La convivencia de civilizaciones tiene en Venezuela un pequeño universo de armonía, igualdad y fraternidad.
  







BIBLIOGRAFIA

Ø  Wikipedia.com

Ø  Fpolar.org.ve

Ø  Gobiernoenlinea

Ø  Cultura popular


.



























1 comentario:

  1. me gustó mucho esta página, era lo que estaba buscando, gracias Yolenny

    ResponderEliminar